inicio
Google+  Twitter  Linkedin    Domingo, 20 de agosto de 2017
Actualidad

Nuevas barreras de seguridad de Rockwell Automation

ROCKWELL AUTOMATION | La nueva barrera con tecnología patentada de transceptor mejora la flexibilidad y la seguridad industrial.
20 julio 2017
Rockwell - mundocompresor.com
Noticias relacionadas

 

A medida que los procesos de producción se vuelven cada vez más automatizados y los robots desempeñan un papel más importante en la línea de producción, los fabricantes buscan nuevas formas de mantener y reforzar un ambiente de trabajo seguro.

 

La nueva barrera de seguridad Allen-Bradley GuardShield 450L de Rockwell Automation es una solución flexible y rentable que mejora la productividad y la seguridad industrial a través de la innovadora tecnología de transceptor.

 

A diferencia de las tradicionales barreras de seguridad, basadas en transmisores y receptores predefinidos, este sistema de última generación cuenta con un diseño de transceptor patentado que emplea módulos plug-in para establecer la función de cada unidad como transmisor o receptor. Una vez encendido, el transceptor aprende su función desde el módulo plug-in.

 

"Cuando las barreras optoelectrónicas se desarrollan en la arquitectura tradicional de transmisor/receptor, los clientes necesitan comprar varios modelos de barrera para acomodar diferentes características", comenta Manfred Stein, director de productos de Barreras de Seguridad de Rockwell Automation. "Ahora pueden adquirir idénticos dispositivos GuardShield 450L y personalizar sus características con diferentes plug-ins".

 

Los plug-ins de cinco pines están disponibles para la función básica de encendido y apagado; mientras que los plug-ins de ocho pines proporcionan reinicio manual y automático con monitorización de dispositivos externos (EDM). Para simplificar aún más el proceso, las configuraciones de funciones avanzadas se establecen a través de los switches de paquete en línea dual (DIP) ubicados en el módulo plug-in.

 

Idónea para la detección de manos y dedos y ofrecida en una amplia gama de alturas de protección, la barrera optoelectrónica también está equipada con un campo de protección activo que detecta toda la longitud del transceptor. Esta característica reduce las áreas de detección inactivas que generalmente aparecen en las partes superior e inferior de otras barreras.

 

A diferencia de las soluciones tradicionales, el campo de detección activo y el diseño compacto permiten a los clientes instalar el sistema GuardShield 450L dentro de un bastidor de máquina, en lugar de en el exterior o en la máquina. Además, los kits de montaje flexibles y la indicación de alineación incorporada permiten una rápida instalación.

 

 

  Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 Votos