inicio
 
    
 

   SUSCRIPCIÓN GRATUITA

Twitter  Facebook  Linkedin    Martes, 10 de diciembre de 2019
Actualidad

Nuevo regulador de caudal de aire de Bürkert para transporte neumático

BÜRKERT | En muchos sectores industriales, el transporte neumático es el método preferido para el transporte de materiales a granel, como polvos o granulados.
10 enero 2019
Burkert - mundocompresor.com
Noticias relacionadas

 

Dado que el sistema de transporte neumático está completamente cerrado, el entorno operativo se mantiene limpio y el producto que se transporta está protegido del entorno circundante. El sistema de tuberías también es fácil de limpiar si se cambia el producto y ofrece una excelente flexibilidad en la elección de la ruta.

 

Para garantizar la calidad constante del transporte y del material transportado, así como la máxima eficiencia de la planta, es esencial controlar la cantidad de aire de transporte, por ejemplo, para adaptarlo al material transportado respectivo, para responder a los cambios en el proceso o para compensar las fugas. Las unidades de control de caudal compactas, fáciles de instalar, incluso sustituyendo otros sistemas, son la solución adecuada para este desafío.

 

1.-La cantidad de aire determina la calidad del proceso

 

La clave para ello se encuentra en el interior de la propia tubería de transporte, ya que el volumen de aire que contiene es crucial para todo el proceso. Por ejemplo, si una cantidad de aire de transporte adaptada al producto puede evitar la obstrucción o incluso el bloqueo de las tuberías, esto eliminará los tiempos de inactividad no programados y reducirá los costes de funcionamiento.

 

Además, si se cambian las rutas de transporte o se modifica la carga, el caudal de aire debe reajustarse en consecuencia para asegurar un transporte óptimo del producto sin degradación y para proteger la tubería contra el desgaste prematuro. Lo mismo se aplica si se cambia el material transportado. Cada cambio también requiere un ajuste del caudal de aire para mantener la calidad del transporte.

 

Por lo tanto, las mercancías transportadas y el caudal de aire deben coordinarse entre sí para garantizar un funcionamiento eficiente de la planta. Esto se aplica en particular a los materiales sensibles. Un ejemplo es el negro de humo utilizado como material clave en la producción de neumáticos. Dependiendo de la composición del caucho, se utilizan diferentes tipos de negro de humo. Las correspondientes propiedades del material también afectan a las características de transporte requeridas. El negro de humo se transporta mediante el sistema de transporte de fase densa, que consiste en introducir una pequeña cantidad de aire en la tubería en relación con la carga de la tubería.

 

2.-Un punto de funcionamiento estable para el proceso de transporte de fase densa

 

Con este proceso de transporte neumático especialmente suave y lento, el material a granel se transporta a una velocidad baja de 1 a 4 m/s. La principal ventaja es que las características materiales permanecen inalteradas, sin embargo, este transporte fiable, suave y lento del negro de humo requiere un punto de funcionamiento estable, que se basa en un caudal de masa de producto uniformemente controlado (negro de humo) y un caudal de aire absolutamente controlado.

 

También surgen necesidades similares en sectores tan diversos como la industria farmacéutica, la industria de alimentos y bebidas o la ingeniería de procesos. Los sistemas de control de aire utilizados en los sistemas de transporte neumático deben responder inmediatamente a los cambios en el proceso, tales como un aumento de presión que requiere aire adicional, y luego deben reajustarse en consecuencia de forma automática.

 

El reequipamiento de este tipo de reguladores de caudal en un sistema de transporte neumático puede ser sin duda un reto, especialmente en sistemas con altos requisitos de calidad e higiene. Las normas que deben cumplir aquí el diseño y la disposición de una infraestructura de procesamiento son muy estrictas.

 

3.-Una solución compacta para diferentes sectores industriales

 

El especialista en control de fluidos Bürkert se ha planteado este reto y ofrece un regulador de caudal compacto (tipo 8750) perfectamente adecuado para prácticamente todos los sectores y para su instalación en nuevas instalaciones, así como para la sustitución de otras unidades. Consta de una válvula de control con un regulador de proceso compacto en la parte superior y dos transmisores de presión. No se requiere un medidor de caudal separado.

 

La caída de presión se mide utilizando la válvula de control como un deprimógeno, esta diferencia de presión medida se utiliza para calcular el caudal volumétrico nominal del gas para una densidad y temperatura especificas. Para ello, la característica de caudal de la válvula de control se almacena en el controlador de proceso. El caudal de aire es controlado por la apertura de la válvula de control.

 

Como resultado, toda la tecnología de regulación necesaria está integrada en un único sistema compacto. El caudal en el sistema de transporte neumático permanece estable independientemente de los cambios de presión en el sistema.  Además, la instalación y la puesta en marcha son mucho más fáciles cuando se utiliza un sistema completo.

 

El regulador de caudal impresiona por su alta precisión repetitiva de los valores de consigna de caudal, así como por su amplio rango de medición y efectividad. Esto último es atribuible al hecho de que la válvula de control se utiliza simultáneamente como una placa de orificio ajustable. En consecuencia, la pérdida de presión es mucho menor que en las soluciones convencionales que emplean una placa de orificio fija y separada. Teniendo en cuenta todo esto, el rango de control es más amplio que el de las boquillas Laval, por ejemplo.

 

4.-Compensación automática de fugas de aire

 

Una característica única del regulador de caudal es la compensación automática de fugas de aire en sistemas equipados con válvulas rotativas, que se utilizan para dosificar, alimentar o entregar material a granel. La válvula rotativa introduce el producto transportado en la corriente de aire de transporte, causando así una pérdida de de caudal y presión de este aire de transporte, denominada aire de fuga como efecto secundario indeseado. La característica de fuga de aire de cada válvula rotativa puede guardarse en el controlador. Así, para cada presión de entrada especificada, este controlador "sabe" cuánto aire adicional se necesita para compensar la pérdida de aire en el sistema causada por la válvula rotativa.

 

De la misma manera, también se puede compensar la posible pérdida parcial de caudal en las tuberías de bypass. Como tal, el regulador compacto de caudal puede contribuir significativamente a hacer que el transporte de material a granel sea más eficiente en una amplia variedad de aplicaciones y sectores.

 

 

  Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 Votos